Rosacea fotos antes despues

Date: 14.10.2018, 22:10 / Views: 84162

Закрыть ... [X]

En el post anterior os decía que, desde mi punto de vista, a la piel hay que darle lo que necesita y que, para ello, hay que elegir el producto que lleve los ingredientes necesarios para cada objetivo. No es qué los productos cosméticos sean mejores o peores, no es eso, es que hay que saber elegir el más adecuado. Ni más, ni menos!!! Así de difícil o así de fácil!!! La verdadera edad de una persona se refleja en las manos y en el cuello/escote y no en la cara o en el cuerpo. Cuando veo la televisión, os confieso que uno de mis entretenimientos es observar la piel de [email protected] [email protected] Sé que lo más habitual es hacerlo en las revistas o en las redes sociales, pero es que las fotografías, en la mayoría de los casos, están retocadas y no sirven para hacer un análisis crítico. Como anécdota os contaré que viendo un programa de entretenimiento en el que intervenía una famosa de unos 40 años (más o menos porque es difícil concretar su edad) observé qué a pesar de lo espectacular de su cuerpo, su cara y lo monísima que iba vestida, tenía unas manos lamentables. No puedo utilizar otro calificativo! Estaban tan arrugadas y con tantas manchas que parecían las de una anciana (por edad cronológica) que no se hubiera cuidado nunca. ¡Siempre desde el cariño! Por eso pienso que de nada sirve que enfoquemos nuestros tratamientos cosméticos a las zonas facial y corporal, si nos olvidamos de otras partes del cuerpo bien visibles y que, además, son más sensibles al paso del tiempo y a los agentes externos. Además, cómo creo que nuestras manos transmiten más de lo que pensamos, hoy nos vamos a centrar en su cuidado. Lo primero que tenemos que tener en cuenta es que la piel de las manos está sometida continuamente a las agresiones externas (agua, detergentes, sol, frío, viento, …). Casi nunca, por no decir nunca, las llevamos protegidas físicamente y eso conlleva que tengamos que hacer un cuidado más intenso. Una mano consta de dos partes: la dorsal y la palmar. Pese a que la estructura de la piel no es similar en ambas, a la hora del tratamiento cosmético no las vamos a diferenciar porque tenemos que aplicar los productos cosméticos en ambas caras. Otro aspecto a tener en cuenta es el uso de detergentes para su limpieza, es decir, de “jabones” de tocador o de manos ya sean sólidos o líquidos. Aquí quiero detenerme para haceros un comentario sobre lo que todos sabemos y es que “los jabones deben ser suaves y poco agresivos”. Estos conceptos son difíciles de concretar porque ¿qué es suave y poco agresivo? ¿cómo podemos averiguar la suavidad o agresividad de un jabón? Lo más fácil es identificando el tipo de tensoactivos detergentes que posee. Así, lo más recomendado es que sean no iónicos y si contiene los aniónicos (conocidos popularmente como sulfatos) deben ir en muy bajas concentraciones. Estos ingredientes afectan sustancialmente al pH cutáneo y, por ello, es conveniente que sea ligeramente ácido, aunque lo habitual es que sea neutro o alcalino. Cada vez que nos lavamos las manos, eliminamos temporalmente el manto hidrolipídico que, a medida que pasa el tiempo, se va regenerando de forma expontánea. ¡No tarda mucho! Esta situación es cotidiana, el problema surge cuando las manos están continuamente en contacto con el “jabones” y/o cuando su tipología cutánea es seca. En estos casos, sobre todo, hay que intervenir con un consejo dermofarmacéutico fundamentado. Elegir la crema de manos ideal que nos proteja de los agentes externos, nos hidrate y nos regenere la piel es bastante difícil y no es porque estén mal formuladas. El problema está en que después de aplicarnos una crema, la mayoría de las veces, nos quedamos con una sensación grasa que tarda demasiado tiempo en desaparecer, mancha los objetos que tocamos y nos produce desagrado. Como consecuencia dejamos de usarla. Hago este comentario, con el que probablemente estéis de acuerdo, porque nos preocupamos de cumplir estrictamente la rutina cosmética facial y corporal pero nos olvidamos de las manos y nos quedamos tan tranquilos!!! Estoy segura que una consulta habitual en vuestra Oficina de Farmacia es: “por favor, deme algo para las manos que mire lo secas y agrietadas que las tengo”. Por eso, hoy os quiero destapar una crema de manos que hidrata, regenera y protege la piel. He sido testigo de una paciente qué sufriendo una quemadura de primer grado en una gran superficie de una mano, ha conseguido regenerar completamente su piel y, además, no le ha quedado ningún tipo de mancha característica. Es decir, que tratándose la piel con esta crema ha recuperado la normalidad de su piel. Destapando la “crema deliciosa para manos y uñas” de Caudalie. Si visitáis su página web, podéis leer que “es rica en polifenoles de uva y en mantecas de karité y de aguacate. Esta crema nutre, protege y repara las manos sin efecto graso. El 98% de ingredientes son de origen natural”. Si os parece, analizamos los ingredientes que contiene la formulación para justificar las reivindicaciones que hace el laboratorio sobre este producto cosmético. Los ingredientes que figuran en el etiquetado son: Aqua (Water), Glycerin, Cetearyl alcohol, Vitis vinifera (grape) seed oil, Glyceryl stearate, Butyrospermum parkii (shea) butter extract, Parfum (fragrance), Coco-caprylate, Sodium cetearyl sulfate, Persea gratissima (avocado) oil, Palmitoyl grape seed extract, Tocopheryl acetate, Caprylyl glycol, Acrylates/C10-30 alkyl acrylate crosspolymer, Potassium sorbate, Phytosterols, Olea europaea (olive) fruit oil, Sodium hydroxide, Carbomer, Sodiumcarboxymethyl beta-glucan, Tocopherol, Limonene, Linalool, Geraniol (origen vegetal). Los activos que presenta justifican las acciones indicadas ya que contiene, por un lado, aceites de uva, aguacate y oliva, por otro, extractos de manteca de karité y de semilla de uva, y por último, tocoferol, acetato de tocoferol, fitosteroles y el sodiumcarboxymethyl beta-glucan como revitalizante y reductor de la sensibilidad de la piel. Desde mi punto de vista, en esta crema es importante destacar los otros ingredientes no activos y que son los que, además, coadyuvan en la bondad de este producto. Así, glycerin como humectante e hidratante, cetearyl alcohol como base anhidra con HLB bajo capaz de incorporar agua y estabilizar la emulsión sin aportar sensación grasa, coco-caprylate como emoliente para facilitar la extensión en la piel sin aportar grasa (es una alternativa a las siliconas), sodium cetearyl sulfate como tensoactivo aniónico de alto HLB para formar la emulsión, caprylyl glycol y potassium sorbate como conservantes, acrylates/C10-30 alkyl acrylate crosspolymer y carbomer como polímeros que favorecen la formación de una película no oclusiva sobre la piel para que los demás componentes ejerzan su acción y, por último, sodium hydroxide para alcanzar el pH adecuado del producto final o para facilitar la formación la estructuración de los polímeros. En consecuencia, esta crema de manos es muy interesante tanto por los activos cosméticos que posee como por la combinación de otros ingredientes no activos que proporcionan un magnífico producto final. Espero, como en casos anteriores, que este post os haya servido para vuestro dermoconsejo.

María Jesús Lucero





ШОКИРУЮЩИЕ НОВОСТИ



Related news


Fotos de seu madruga
Fotos de yamaha banshee
Fotos de lo arado jalisco
Fotos de grecia playas
Ver fotos de tsunamis
Fotos del titanic hundido en el mar
Fotos de lobos hombres
Back to Top